20 de junio de 2012

Moscas verdes y han cortado el agua en mi edificio



Calor en las vísceras. Todo eran vísceras. Calor de mayo y calor de junio. Y frío y lluvia y tormentas espontáneas y calina. Calor fiebre. Calor en el centro del pecho, de no poder respirar por las noches. Calor en los pulmones, picaduras. Calor intenso de los mosquitos calientes que se alimentan de la sangre que me sobra. 

Moscas que entran en la víscera después de sobrevolar cadáveres. Ventanas abiertas.

Calor en el centro del cerebro. Medicamentos. Para tratamiento con frío, la venda debe eliminarse tan pronto se produzca una sensación de calor. 

Tan pronto.

Calor.

Calor fiebre, es decir, calor calor. Calor en la garganta, dolor como de corte profundo de la tos acumulada. 

Dolor como intenso calor en la rodilla. Quítese la venda. Rótula. Rotura. Deterioro. Calor producido por la falta de calor en el ambiente. 

Sobrevolar

              deterioro.
                         
                 Desperdicio. 
                No acaba de venir el calor. El agua sale de un color gris sospechoso. 

              Sobrevolar. 

        Abrir la ventana.

Quítese la venda. Solo es un músculo. Solo es un astro. Solo es basura. Solo es sangre. Solo es víscera.

Beber.




3 comentarios:

Amanecer Nocturno dijo...

Calor.
Y no tengo agua.

Darío dijo...

Un agobio de desiertos...

Dara Scully dijo...

La aridez en la garganta, y la lluvia lejos, lejos de la punta de los dedos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...