6 de junio de 2011

Desalojo

El lento crepitar de las horas

(lento)

(crepitar)

(horas) 

las goteras de la facultad. Los manuales, las prisas, los apuntes manchados de cafeína y lágrimas. Los náuticos, las bambas, las barbas de tres días, las ojeras. La tensión en el aire revuelto de junio. Las interminables tardes de estudio en la biblioteca. El aislamiento. Los nervios que crujen. El desaliento.

Las calculadoras hastiadas y los portátiles hambrientos y los móviles inadaptados en modo silencioso y los paraguas. Las sillas incómodas: el culo frío, las piernas dormidas

Repasar mirando al infinito. Repasar. Mirando. Al infinito.

La concentración distraída. El descontrol. La vida a punto de romperse. Como un cascarón de aves migratorias. El pasado que se disuelve como el ibuprofeno. Esperar (¿esperar a qué?).

A que las horas alumbren cristales. A que el viento traiga y lleve aire.

Y a veces las frases vienen de no sé qué sitio. Como cuando lo sueltas todo en un examen: el odio, los nervios, el peso de las palabras. Todo, hasta las vísceras. Y no sabes de dónde viene el caudal de techos que se derrumban, de paredes de papel que se despegan.

Y dices mientras vuelves a casa, que es un río en medio de la selva:

"No te vayas todavía. Ahora no. Ahora no estoy preparada. Tengo las piernas dormidas". 

Las notas en el tablón. Las cajas llenas de enseres y de libros viejos. El vacío. No hay ninguna despedida.

Ojalá te acuerdes de mí cuando vuelva a llover.


Foto de Katarina Sopcic sacada de aquí.

8 comentarios:

sjorge dijo...

no sabes de dónde viene el caudal de techos que se derrumban, de paredes de papel que se des

pegan

tormenta dijo...

Sí, esas frases han venido de ti, lo reconozco.

Un caudaloso abrazo,

S.

Ámbar dijo...

Esperemos que sea un verano tormentoso, pues.

Carlos Fidalgo dijo...

Cuando vuelve a llover. Cuando sale el sol después de la lluvia. Cuando los raperos hacen rimas en el metro con mi bufanda y me enredan los pensamientos. Cuando camino con las botas de cowboy pisando charcos en la Gran Vía y me siento aquel gigolo de una película en penumbra. Cuando no...

Emily dijo...

dolor. lluvia. examen de sentimientos. todo a prueba. presión. explosión.

María Mercromina dijo...

Estoy igual bonita *_*
muá

Mario dijo...

Genial tus frases... geniales... Es una pasada lo que provoca la lluvia... Como moja la memoria, como encharca los sentimientos...

Te dejo un abrazo, "pluvial"

Mario

Miguel Rual dijo...

Me encanta! :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...